Jugo de piña

En tiempos de crisis y de sed, da lo mismo de qué sabor sea el jugo.

—————————————————————————

Orgullo, miedo, sinceridad.
Siempre quise ser más directa. ¿Cómo se hace eso? Hoy le pedí consejos a una lengua bailadora y me dijo con voz exageradamente cariñosa: ATREVERSE ES LA CLAVE.
Pero no puedo.
Me tiritan las piernas.
Prefiero disfrutar un eterno tiriton de piernas, de ese que te tira pa’l suelo, que te hace imposible caminar, ese que va acompañado con sudor frío en las manos y un corazón acelerado.
i’m the most spoiled child in the world. ¿Child?
GIRL.
or woman?
idk
Maybe i’m a little boy; a boy who look like a girl.-
¿Se cumplió tu deseo?

El mío sí.
Debería haber pedido otra cosa.
como que aquél momento que duró mucho más tiempo de lo que chronos dijo que duró fuera infinitamente eterno.

Aquellas carreteras

Extraño tus ojos verdes.
Tu pelo al viento y las patas de gallo que se te hacían cuando reías.
Cuanto reímos juntos.
Hace tiempo que no sé de ti; desde esa vez que conversamos en carretera, hablando con los perros y las plantas. Aquél día que arranqué piedras de tus manos y empapaste mi polera en llanto.
te extraño, porque contigo podía hablar de entregarse infinitamente.
eras el único que entendía eso; el amar por amar, así como un perro.
Como el perro que se nos acercó y se entregó completamente, nos protegió, nos abrazó y nos calentó.
EN CARRETERA.
tu y yo y el infinito vacío de la oscuridad.
el perro encima de nosotros cuidandonos del mal.
Extraño tu risa.
Tus ganas de abrazar.
de hacer REIR.
tu don de hacer reir y de llegar a las ultimas consecuencias para lograrlo; de las visitas fugaces en el trabajo, de tu trabajo encapsulado y de aquella conversación en que no nos conocíamos y te conté todos mis secretos y tu a mi.
Extraño demasiado tu mirada.
Tu talento.
Tu alegría.
Que grato escuchar tu voz, aún así extraño escucharte cantar.
¿Cómo te explico que se me detuvo el tiempo?
¿Cómo te expreso los secretos que tengo?
Deseo verte más que nunca; verte un rato.
Para que después de un tiempo me llames y te llame; como esa vez borracho, como hoy.
tengo tantos recuerdos tuyos que ni te imaginas.
te quiero, te quiero.

De Sarahs y otros Huidobros

Me gustan los artistas, más que los artistas, las personas que hacen lo que quieren. En esta sociedad se te obliga a olvidarte de ti, del fluir, se te da un futuro y el artista niega todo eso.
Produce catarsis.
No idolatro ni a Foucault, ni a Freud, ni Piaget, incluso a Marcuse y a Rorty que me gustan mucho; no los idolatro.
En cambio; Huidobro, Kane, Magritte, Rodriguez; a ellos sí.
Es leer a Vicente y sentirme distinta, basta una frase para cambiarme.
Como entrar en una habitación donde dejan de existir las diferencias y salir.
Cadapalabra es una habitación, cada trazo del pincel, cada acto heroico: un cambio.
Admiración.
Admiro su capacidad de poder producir un cambio.
En ellos, con ellos, en uno, en la sociedad..
De forma creativa.
Creo que eso es lo que más me gusta.
La forma tan distinta con que crean.

Apagón

Para fines prácticos ¿De qué nos sirve saber el origen del corte de luz? ¿Qué me importa si hay gente esperando micro?
Siempre hay gente esperando micro.
¿Qué si son 30 millones o 2 personas las afectadas por el corte?
Si las compañías eléctricas nos van a cagar igual.
Que digan que la radio:
“salgan a ver las estrellas, aprovechen que está todo apagado”
“ponemos la siguiente canción para que baile”
“esta es la receta para hacer las velas caseras”

Me parece estúpido que no digan cosas así.

Pensar más que tanto

Creo que ahora lo entiendo mejor y un poco más.
Me gusta exagerar al máximo todo lo que siento y sentirlo en todo mi cuerpo. Me gusta que mi corazón se agite nerviosamente, que me suden las manos, me tiriten las piernas y me desvanezca.
Un poco.
A veces.
O que mi cuerpo se tense y relaje; todo dependiendo del estímulo.
A veces los estímulos no son tan fuertes y producen respuestas vagas, esas respuestas son las que exagero. Vivo la respuesta.
SI tengo un poco de pena entre mezclada con rabia porque no había el dulce que quería, entonces lloro, pataleo, me angustio, refunfuño y me pongo mañosa por un minuto. Pero ese llanto, ese pataleo y cada mala palabra que sale de mi boca son lo más. El llanto MÁS profundo, el pataleo MÁS fuerte, las palabras MÁS duras.
Luego nos olvidamos del sentimiento y quedan los hechos.
No recuerdo la pena que sentía hace un año, pero si recuerdo lo mucho que lloraba cada día.

Lo que vale no es el final, si se acabó el amor y ya no quieres estar junto a mí, si esa romantica historia de amor, aquella de los cuentos de hadas termina mal. no importa

Porque es el viaje lo que vale.

Da lo mismo si el finalfeliz nunca llega mientras que el viaje haya sido entretenido.
La historia de amor no debería cobrar sentido si termina bien. Debe tener sentido en sí misma.
No podemos construir una relación en base a frases “vivir feliz para siempre”, “juntos hasta la eternidad” “la búsqueda del finalfeliz”. Pues da lo mismo como terminen las cosas, pues ya terminaron.
Ya no me avergüenza ser mala con los finales.

No me importa.

El final debe no ser mediocre simplemente.
Carpediem no es más que disfrutar al máximo todo, vivirlo todo y aprender de eso. Vivir la pena, disfrutarla, interiorizarla, creérsela, amarla, entregarse y eso con todo; la felicidad, el amor, el goce, el miedo…
Después de un tiempo todo ese año de pena se volverá un segundo, un segundo donde “tuve pena”, una pena que vino y se fue y no me dejó nada, nada porque intenté evitarla en vez de vivirla.
Vivir la vida y no ver la vida.
Ahora lo entiendo y solo me falta una manera de ponerlo en práctica sin afectar tanto al resto.
No puedo tratar mal a todos por un segundo de rabia….

Encuentro cada vez más contradictorio el nombre de este blog, y un poco gracioso lo irónico que se hace a veces (busquen, no hay finales felices acá).

Derramar

Pájaros vuelan sobre mi cabeza.

La pájara mayor baja y me dice que tenga cuidado.
Yo creo que es por el sueño del otro día, aquél donde se me apareció una naranja podrida. Todo el mundo sabe que antes de cada asesinato sale una naranja.
Nuevamente la pájara mayor interrumpe mi pensar con su canto:
– Ten cuidado.- Insiste.

Esta Vez debe ser la lagartija y su incesante posar, ¡Qué criatura más vanidosa! Por eso que toma sol, para mantenerse siempre bronceada.

Sigo mi camino y ya no hay pájara.
– ¡Qué cómo se lo digo! ¡Qué cómo se lo digo! – Repetía pa’ mis adentros.

Se lo digo con una mirada coqueta, ¿O dos?

——————————————–
Primer escrito donde hay un solo receptor y ese soy yo.
*el que sepa lo de la naranja gana premio!

El llorado II

*El llorado number one*

Que me cante pa’ detener el tiempo, pa’ que salgan dibujos de sus ojos custodiados por cuanto gendarme encuentre, pa’ que salgan palabras de mis manos y sentimientos de los sonidos.
Y por mientras en lo profundo del cielo un sol y en lo profundo del sol un pájaro el que dice:
– No es extraño morir y no sentir nada; lo extraño es nacer y no comenzar a vivir.

Entonces yo volvi a nacer.
………………………………..con una sonrisa en el rostro
………………………………..con una en mi corazón
………………………………..con una que va recorriendo todo mi ser por entre las venas.

Quiero mantener este sentimiento aprisionado mientras dura.
Apasionado dentro de mi.
Apabullando mi cuerpo.
Apesadumbrandome.
………………………………………………………………….si no dura
………………………………………………………………….si no dura

VUELVE EL LLORADO.