Memorirse

A veces cuando escuchamos tristes canciones, otras, cuando nos fumamos un cigarillo. A veces cuando tomamos más de la cuenta.
Nos escondemos bajo la cama. Saltamos arriba de la cama. Reimos; junto a ti bella nadadora he pasado más de mil docientas lunas, cerca de los espaguetis rosados, hoy, fue un día especial. Seguimos las flechas. Nos llevaron a un hermoso retrato ¿Mona lisa? Mona lisa mis weas. Me columpie mil veces y recorde lo que era ser niña, de cuando me cai de cabeza. Hoy todos eran niños. Todos corrian, todos se columpiaban y mis recuerdos se veían cada vez más nitidos. Más nitidos.
Mis recuerdos. ¿Por qué tendre tan mala memoria? Soy una descuidada que anda regando por todo el mundo sus recuerdos, repartiendo aventuras, hablando siempre de lo mismo. El otro día iba caminando frente al paradero y me encontre con esa vez, cuando llovia y tu sonreias y yo sonreia. Hermosos recuerdos, puedo vivir de ellos. Solo tengo que caminar, caminar en busca de paraderos.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s